Saltar al contenido

El sistema solar

El Sistema Solar es el conglomerado de materia, campos magnéticos, polvo, planetas y radiaciones que orbitan en torno al Sol dentro de una galaxia denominada Vía Láctea. En este sistema planetario, todo rota alrededor del Sol que está en el centro. Es debido a esto que el Sistema en el que se encuentra el planeta Tierra, se conoce como solar.

En torno al Sol hay ocho planetas cuyas órbitas elípticas están descritas y orbitan alrededor de la estrella. Estos planetas son:

Los planetas pueden tener satélites naturales como la Luna del planeta Tierra, que, al rotar alrededor de este cuerpo celeste, los acompañan también en su órbita en torno al Sol.

Características del sistema solar


Este sistema planetario se caracteriza porque sus objetos y materia rotan alrededor del Sol. Las estrellas son conformadas por plasma, por lo que producen mucha energía. En este contexto, el Sol, que posee un diámetro de 696.000 kilómetros, es la fuente esencial de calor del planeta Tierra.

Este sistema incluye al Sol, los ocho planetas, las lunas, partículas atómicas, planetas enanos, radiación electromagnética, polvo, asteroides, campos magnéticos, cometas y meteoritos.

El Sistema Solar está ubicada dentro de la galaxia denominada Vía Láctea, junto con algunas 200 o 500 millones de estrellas. En este contexto, el Sistema Solar constituye una diminuta parte del universo.

Teorías del origen del Sistema Solar


Teoría de la acreción

Hipótesis fomentada por el astrónomo y geofísico ruso Otto Schmidt que intenta explicar cómo se formaron los planetas, asteroides, estrellas, galaxias y cometas del año 1944.

La acreción es el procedimiento a través del cual la masa de un cuerpo incrementa por la aglomeración de materia, tanto en forma de gas como de diminutos cuerpos duros que chocan y se adhieren al cuerpo.

Teoría Nebular

Esta teoría fue formulada en 1644 por René Descartes, y posteriormente perfeccionada de forma independiente por Pierre-Simon Laplace y Immanuel Kant.

Esta hipótesis establece que el Sistema Solar se creó a partir de una gran nebulosa protosolar en rotación, la cual desarrolló de tal manera que la mayor parte de la masa se condensó en el centro dando lugar a la formación del astro rey, y a raíz de los pequeños grumos que quedaron en su entorno y que fueron después colisionando y acumulándose de forma paulatina, se crearon los planetas.

Teoría de los proto-planetas

Establece que, en el inicio, hubo una nube densa interestelar que creó un cúmulo. Las estrellas que se crearon, por ser grandes, tenían una baja velocidad de rotación, contrario a los planetas, que son diseñados en la misma nube, tenía mayores velocidades cuando fueron capturados por las estrellas, incluyendo el astro rey.

Estudio del sistema solar


Exploración del Sistema Solar


A partir del siglo XX, con el inicio del Periodo Espacial. La exploración del sistema planetario empezó con naves robóticas y con pasajeros, visitando planetas, cometas y asteroides tanto en la zona interna como externa del Sistema Solar.

Todos los planetas han sido visitados de cualquier manera. Gracias a dichos vehículos, la humanidad ha obtenido imágenes de los cuerpos mencionados anteriormente. Además, con las sondas y astromóviles, se han podido realizar pruebas de sus superficies y atmósferas.

El primer vehículo artificial lanzado al espacio fue el satélite ruso Sputnik 1. Fue enviado en el 1957 y orbitó cerca del planeta Tierra durante varios meses. Estuvo encargado de recolectar datos sobre la densidad de la zona superior de la ionósfera y la atmósfera. Dos años más tarde, en 1959, Explorer 6, sonda estadounidense fue el primer satélite en capturar imágenes del planeta. Estas eran vistas desde el espacio.

Los sobrevuelos de los vehículos espaciales han servido para conseguir muchos datos sobre las superficies, geología y atmósferas de los cuerpos celestes.