Saltar al contenido

Técnicas de la pintura

La pintura consiste en el material de revestimiento líquido o sólido, el cual luego de ser plasmado sobre una superficie, se adhiere y solidifica, lo que crea un elemento que decora, protege y suma alguna función específica al espacio en el que se ha adherido.


En esencia, este tipo de pintura tiene dos funciones básicas. La primera está vinculada al resguardo ante la oxidación, degradación o corrosión de materiales. Mientras que la segunda engloba la decoración de una zona u objeto.

Técnicas de la pintura


Acuarela

Consiste en una pintura que se coloca sobre un papel o cartón, y cuyos tonos se difunden en el agua. Este término también abarca a los tonos empleados en esta clase de pintura y al tipo de técnica artística en términos generales.

Los estudiosos de la historia señalan que la acuarela comenzó en China un siglo antes de Cristo, cuando empezó el auge del papel.

En tanto que los árabes, en el siglo XII, trasladaron la fabricación de papel de Asia a Europa para de esta forma, con el pasar del tiempo, la acuarela llegó al denominado Viejo Continente. De esta forma, entre los artistas de este continente, la técnica de la acuarela ocurrió de manera fresca.

Pintura al pastel

Los pasteles consisten en pigmentos encontrados en polvo que se unen con resina o goma para juntarlos y crear una pasta compacta. El término pastel procede de la pasta con la que se fabrican estas pinturas.

Dicha pasta se moldea como una barrita del tamaño de un dedo, que se emplea de forma directa sobre la superficie en la que se realizará el trabajo, pudiendo esta ser madera o papel.

Témpera o pintura al temple

La témpera consiste en una técnica en la que el solvente del pigmento es el agua y el pegamiento es alguna clase de grasa de animal, por ejemplo, caseína, glicerina, huevo u otro elemento orgánico.


La témpera es propia de la Edad Media en Europa. Se ha considerado un producto de los estilos góticos y románico en el occidente de este continente, y de los iconos ortodoxos y bizantinos procedentes de la Europa de Oriente.

Pintura al óleo

Es aquella técnica de la pintura que engloba la unión de pigmentos con un fijador basado en aceites, usualmente vegetales.

Por extensión, se conocen como óleos a las pinturas hechas utilizando dicha técnica, que permite bases de muy diversa naturaleza, siendo estos, por ejemplo, marfil, metal, roca o madera, aunque, lo más frecuente es que se coloque sobre una tabla o lienzo. El óleo se conserva húmedo por un largo periodo, lo que facilita la unión de tonos.

Pintura al gouache

Consiste en la pintura opaca, al agua, creada con pigmento molido menos fino que el utilizado en acuarelas translúcidas. Como en el caso de la acuarela, su elemento para adherirse a otros materiales, es la goma arábiga.

Pero, contrario a la acuarela, todos los tonos tienen pigmento blanco que hace opaca la pintura.

Esto quiere decir que es posible erradicar algunas de las limitaciones propias de la acuarela traslúcida; existe la probabilidad de aplicar pintura oscura sobre clara, y crear un cuadro con tonalidades más sólidas. Este tipo de pintura se coloca en diversos envases.

Aerografía

El concepto aerógrafo describe las herramientas empleadas para pintar con un spray en vez de con otros materiales usuales como marcadores o pincel.

Este es un instrumento relativamente nuevo y confortable, aunque suele usarse de obras específicas de arte ya que no cualquiera puede quedar bien con dicha técnica.

El término aerógrafo hace alusión al hecho de que dicho instrumento se activa y trabaja mediante el envío de una corriente de aire que expulsa la pintura colocada en el depósito de spray, lo cual da a la pieza pintada un acabado inusual.


Bibliografía


Referencias, créditos & citaciones APA:
Revista educativa TuTareaEscolar.com. Equipo de redacción profesional. (2019, 01). Técnicas de la pintura. Escrito por: Ing. Bencosme Nolalo. Obtenido en fecha , desde el sitio web: https://www.tutareaescolar.com/tecnicas_de_la_pintura.html.

Privacidad | Referencias | Mapa | Contacto